Jeremy Rifkin: “Tenemos que poner en marcha la Tercera Revolución Industrial y cambiar el mundo. Hacerlo ahora y rápido”

Jeremy-Rifkin-1.jpg

La revista Telos, editada por la Fundación Telefónica y una de las publicaciones de comunicación más prestigiosas en lengua española, publica en su último número una entrevista con Jeremy Rifkin, una de las voces más escuchadas en el mundo a la hora de hablar de los cambios que necesita el mundo para evolucionar hacia un modelo de desarrollo y convivencia más sostenible. Lleva décadas advirtiendo de la necesidad de esos cambios, con más de 20 libros publicados, y propone un Green New Deal que configure una Tercera Revolución Industrial.

(Al pie de este texto se encuentra el enlace para descargar en PDF la revista y con ella, la entrevista).

Rifkin, asesor de gobiernos y corporaciones de todo el mundo, señala a los jóvenes como protagonistas necesarios de “la transformación más trascendente de la conciencia humana en toda la historia” para hacer frente a la emergencia climática ante la que nos encontramos.

El sociólogo vincula cambio climático y pandemia:

” No podemos decir que esto nos ha cogido por sorpresa. Todo lo que nos está ocurriendo se deriva del cambio climático, del que han venido advirtiendo los investigadores y yo mismo desde hace tiempo. Hemos tenido otras pandemias en los últimos años y se han lanzado advertencias de que algo muy grave podría ocurrir. La actividad humana ha generado estas pandemias porque hemos alterado el ciclo del agua y el ecosistema que mantiene el equilibrio en el planeta. Los desastres naturales —pandemias, incendios, huracanes, inundaciones…— van a continuar porque la temperatura en la Tierra sigue subiendo y porque hemos arruinado el suelo. Hay dos factores que no podemos dejar de considerar: el cambio climático provoca movimientos de población humana y de otras especies; el segundo es que la vida animal y la humana se acercan cada día más como consecuencia de la emergencia climática y, por ello, sus virus viajan juntos”.

Para ello, “lo primero que debemos hacer es tener una relación distinta con el planeta. Cada comunidad debe responsabilizarse de cómo establecer esa relación en su ámbito más cercano. Y sí, tenemos que emprender la revolución hacia el Green New Deal global, un modelo digital de cero emisiones; tenemos que desarrollar nuevas actividades, crear nuevos empleos, para reducir el riesgo de nuevos desastres. La globalización se ha terminado, debemos pensar en términos de glocalización”.

Sin embargo, “no estamos cambiando nuestro modo de vida. Necesitamos una nueva visión, una visión distinta del futuro, y los líderes en los principales países no tienen esa visión. Son las nuevas generaciones las que pueden realmente actuar”.

La gravedad de la situación la define así: “Nos enfrentamos a la sexta extinción y la gente ni siquiera lo sabe. Dicen los científicos que van a desaparecer la mitad de todos los hábitats y animales de la tierra en ocho décadas. Ese es el marco en el que estamos, nos encontramos cara a cara con una extinción en potencia de la naturaleza para la que no estamos preparados”. ¿Cuanto tiempo queda, pues, para cambiar? ” No lo sé. He sido parte de este movimiento en favor del cambio desde los años 70 y creo que se nos ha pasado el tiempo que necesitábamos. Nunca volveremos dónde estábamos, a la buena temperatura, a un clima adecuado… El cambio climático va a estar con nosotros por miles y miles de años; la pregunta es: ¿podemos nosotros, como especie, ser resilientes y adaptarnos a ambientes totalmente distintos y que nuestros compañeros en la tierra puedan tener también la oportunidad de adaptarse? Si me preguntas cuánto tiempo nos llevará cambiar a una economía no contaminante, nuestros científicos en la cumbre europea del cambio climático en 2018 dijeron que nos quedaban 12 años; ya es menos lo que nos queda para transformar completamente la civilización y empezar este cambio.La Segunda Revolución Industrial, que provocó el cambio climático, está muriendo. Y es gracias al bajo coste de la energía solar, que es más rentable que el carbón, el petróleo, el gas y la energía nuclear. Nos estamos moviendo hacia una Tercera Revolución Industrial”.

Las transformaciones de este Green New Deal pasarían por circunstancias como las siguientes:

“La nueva Revolución Industrial trae consigo nuevos medios de comunicación, energía, medios de transporte y logística. La revolución comunicativa es Internet, como lo fueron la imprenta y el telégrafo en la Primera Revolución Industrial en el siglo XIX en Reino Unido o el teléfono, la radio y la televisión en la segunda revolución en el siglo XX en Estados Unidos. Hoy tenemos más de 4.000 millones de personas conectadas y pronto tendremos a todos los seres humanos comunicados a través de Internet; virtualmente todo el mundo ahora está digitalizado, está conectado. En un periodo como el que vivimos, las tecnologías nos permiten integrar a un gran número de personas en un nuevo marco de relaciones económicas. El Internet del conocimiento se combina con el Internet de la energía y con el Internet de la movilidad. Estos tres Internet crean la infraestructura de la Tercera Revolución Industrial. Estos tres Internet convergerán y se desarrollarán sobre una infraestructura de Internet de las cosas que reconfigurará la forma en que se gestiona toda la actividad en el siglo XXI. Todo estará conectado. En la era de las tres Internet y el Internet de las cosas, los sensores se integrarán en cada dispositivo, lo que les permitirá comunicarse entre sí y con los usuarios de Internet, proporcionando datos actualizados sobre la gestión de la actividad económica y otras actividades de nuestra sociedad”.

Leer la entrevista completa en Telos.


Descargar la revista Telos en PDF.

scroll to top